Baños públicos: cómo equiparlos adecuadamente

Características de los baños públicos: elementos imprescindibles

A diario, millones de personas hacen uso de los baños públicos en bares, restaurantes, universidades, empresas o lugares de ocio en todo el mundo. Por ello, es fundamental que cumplan con las normas de seguridad e higiene y con la accesibilidad que demandan las personas con movilidad reducida (PMR). Por lo general, estos servicios están separados por sexo. Lo más recomendable es contar con un recinto único para ambos sexos que incluya un acceso independiente para mujeres y hombres, de manera que pueda ser usado fácilmente por personas con discapacidad que necesiten asistencia en el baño.
En algunos recintos como aeropuertos, centros comerciales, centros médicos o cines, se dan además las condiciones idóneas para incluir un mudador donde cambiar los pañales a los bebés o donde las madres puedan entrar con sus hijos. Estos espacios, que a veces nos parecen “exclusivos”, deberían estar siempre a disposición de las personas que necesiten usarlos .
Veamos con más detalle cuáles son las características que deben tener los baños públicos:

Distribución de los componentes

Si te preguntan qué elementos deben tener los baños públicos, seguramente te sea muy sencillo responder: inodoros, lavabos, espejos, portarrollos, dispensadores de jabón o secadores de manos son imprescindibles. La gran pregunta (sobre todo si el espacio es reducido) es de qué manera situamos cada uno de ellos para que den como resultado un baño 10.
Sin duda, uno de los elementos que distinguen un servicio público es la accesibilidad. La sociedad cada vez está más concienciada de la importancia de la eliminación de las barreras arquitectónicas para mejorar el movimiento de cualquier persona que desee usarlo.
Por ello, los baños públicos han de ser amplios, con el fin de que pueda ser utilizado por personas en silla de ruedas, con carrito de bebé o con cualquier otro problema de movilidad. Para conseguirlo, lo más importante no es que el espacio sea grande sino que esté bien organizado.
La distribución en el baño es esencial para facilitar cualquier maniobra que se realice con una silla de ruedas. Esta dependerá del espacio total disponible, pero la idea es que una silla pueda girar y moverse en un diámetro de 1,5 metros dentro del recinto. Si no se cuenta con mucho espacio, es aconsejable que el inodoro se encuentre lo más alejado posible de la puerta y que sea el lavabo lo que esté más cerca. Además, la puerta siempre debe abrirse para el exterior, para que no suponga un estorbo.

Inodoro

Para crear un baño público perfecto no es necesario gastar demasiado dinero. Por menos de 100 euros, en thebath.es puedes encontrar modelos de inodoros de diferentes diseños y acabados. Una relación calidad-precio inmejorable que te permitirá personalizar el espacio con las líneas más vanguardistas o clásicas a tu antojo.
Si, además, la empresa quiere instalar un inodoro adecuado para personas con movilidad reducida (PMR) han de tenerse en cuenta dos aspectos: por un lado, la altura del sanitario debe estar entre los 46 y los 48 cm. Además, es importante dejar un espacio libre de 80 cm a un lado del mismo para facilitar el traslado al inodoro del usuario desde una silla de ruedas.

Lavabo

La primera impresión al entrar en un baño público es importante. Cuidar hasta el más mínimo detalle ayuda a que los clientes se formen una buena opinión sobre tu empresa. Los lavabos son una excusa ideal para ofrecer la mejor imagen posible del negocio. Para servicios espaciosos, los lavabos sobre encimera son la última tendencia. Si, por el contrario, es un aseo reducido, decántate por un modelo suspendido, que aporta funcionalidad sin quitar espacio.
Para crear baños públicos accesibles también hay aspectos importantes a la hora de elegir el lavabo perfecto: por ejemplo, no debe tener pedestal ni faldón que obstaculice el acercamiento de la silla de ruedas. La altura libre inferior debe ser de aproximadamente 70 cm y la altura máxima del lavabo de 80 cm. La grifería debe ser de tipo palanca para que su uso resulte más sencillo y no haya que hacer demasiadas maniobras. Si es con sensor, mejor que mejor. Además, debe poder alcanzarse desde una posición en la que la persona esté sentada, a unos 40 cm como máximo. En el caso de los elementos de alrededor del lavabo, como los dispensadores de jabón o el secador de manos, estos deben ser instalados a una altura máxima de 110 cm.

Espejo

La última moda en servicios públicos son los espejos de led. Aportan modernidad, luminosidad y frescura al espacio. Instalarlos es una forma ideal de resaltar el brillo de los aseos en tonos claros, así como dar sensación de amplitud en los que son angostos. No obstante, si eres de los que apuestan por un estilo más sobrio, un modelo rústico es tu as en la manga.
¿Qué debe tener un espejo para poder ser instalado en baños públicos para PMR? Lo fundamental es que sea plano. Los espejos inclinados ya no se usan, ya que no son cómodos para todo tipo de personas. Además, es importante que empiece inmediatamente al terminar el lavabo para que la altura sea adecuada para que las personas que están sentadas en una silla de ruedas puedan verse sin problemas.

Accesorios de los baños públicos

En un buen aseo público encontraremos, además, elementos como el portarrollos de papel, el dispensador de jabón, el secamanos y, en algunos hoteles, el secador de pelo. Estos accesorios han de estar siempre cargados y en óptimo funcionamiento. En la web de thebath.es puedes encontrarlos a un precio increíble y en diferentes acabados que te permiten jugar con el diseño de la estancia.
Para crear un baño accessible es fundamental que todos los accesorios como interruptores, secadores de pelo, dispensadores de papel o dispensadores de jabón estén situados a una altura máxima de 1,2 metros desde el suelo. Además, el papel higiénico desde estar ubicado a una distancia que pueda alcanzarse estando sentado en el inodoro, no superior a los 40 cm.

Elementos de seguridad

¡Ya casi lo tienes! Si quieres terminar de crear un baño público accesible, hay algunos detalles que no debes pasar por alto. Por ejemplo, las barras de seguridad para que la persona pueda apoyarse deben instalarse a una altura de 75 cm en sentido horizontal, quedando totalmente recta y fija. Además, deben ubicarse a 40 cm como máximo del eje del inodoro. Estas barras sirven de apoyo tanto a aquellas personas que están en cuclillas porque no quieren apoyarse en la taza del inodoro como a aquellas que presentan alguna discapacidad y necesitan apoyarse para efectuar el desplazamiento desde la silla de ruedas. Para que resulte más sencillo, las barras deben ser alcanzables desde el sector que se destina a la transferencia y facilitar el apoyo.

¿Has tomado nota? Es sencillo: crea el baño público que te gustaría utilizar a ti mismo. ¡En thebath.es encontrarás todo lo necesario!

Guardar

Guardar

Seguir leyendo

Formas curvas como protagonistas de un baño original y… ¡redondo!

Durante muchos años, el baño ha sido el gran olvidado de la casa en lo que a decoración se refiere. La mayor parte de los propietarios se afanaban en decorar los salones y los dormitorios y no prestaban la atención que esta estancia se merece. Es cierto que en ella no pasamos tanto tiempo como en otros lugares de nuestro hogar, pero es en ella donde cuidamos nuestra higiene y donde nos arreglamos para salir a la calle, por lo que es importante que nos sintamos cómodos en ella. De hecho, cuando el baño no ofrece esta sensación, resulta más difícil relajarse. En cambio, un baño moderno y bien decorado nos invita a darnos una ducha relajante después de un duro día de trabajo y a liberarnos del estrés. O a marcharnos cada mañana al trabajo, cargados de energía para afrontar la jornada. Te suena, ¿verdad?

Hasta hace algunos años la mayor parte de los baños parecían todos cortados por el mismo patrón, sin originalidad y completamente carentes de personalidad. Hoy se ha convertido en una de las estancias protagonistas dentro de la decoración y el interiorismo. Tanto es así que podemos encontrar una gran variedad de líneas de muebles y sanitarios de baño en todo tipo de estilos que se ajustan a las tendencias más actuales. Es, por ejemplo, el caso de las formas curvas y redondas que consiguen dar sensación de confort y hacen que el baño sea más acogedor. Pero además, este tipo de líneas ayudan a aprovechar mucho más el espacio cuando cada centímetro cuenta. Veamos algunos de los elementos que forman parte de esta tendencia para crear un baño de 10: ¡un baño con sanitarios redondos!

Platos de ducha de resina en forma angular

Cada vez son más los propietarios que optan por cambiar la bañera por un plato de ducha, ya que supone un gran ahorro de espacio, permitiendo que podamos movernos con mayor facilidad dentro de la estancia y dando mayor sensación de amplitud. Hasta hace poco, la mayor parte de los que encontrábamos en las casas eran de porcelana o acrílico, pero en la actualidad son muchas las personas que prefieren comprar platos de ducha de resina debido a todas las ventajas que ofrecen.

Aunque podemos encontrarlos en muchas formas, son aquellos que presentan formas curvas los que dan un aspecto más moderno al baño y lo hacen más accesible y cómodo. Pero además, son altamente impermeables, pueden hacerse a medida, son antideslizantes y poseen una alta resistencia y rigidez. Es cierto que su precio es más elevado, pero la diferencia no es tanta en comparación con todos los beneficios que nos reportan.

Mamparas de ducha semicirculares

En la categoría de sanitarios redondos, también podemos encontrar mamparas de ducha semicirculares que resultan ideales para los platos angulares, con puertas abatibles que permiten ganar espacio y hacer que su apertura sea más cómoda cuando el baño es pequeño. Pero también podemos encontrarlas plegables. Ambos tipos, ideales para aquellas casas en las que viven personas con movilidad reducida o personas mayores, ya que de esta forma el acceso a la ducha resulta mucho más sencillo. Naturalmente, no existe una mejor que la otra, sino que la elección dependerá de lo que mejor se adapte a nuestras preferencias y a nuestras necesidades.

Lavabos sobre encimera

Los lavabos sobre encimera también están sustituyendo poco a poco a los lavabos con pie de toda la vida. Es un tipo de lavabo que ofrece una gran versatilidad para ser combinado con diferentes estilos de muebles. Podemos colocarlos tanto dentro de una decoración moderna como clásica, industrial, vintage o rústica. Para darle el toque perfecto y que encaje bien con el resto de elementos solamente tenemos que saber elegir el modelo de la encimera. Podemos encontrarlas de madera, granito, acero, hormigón… y en formas muy variadas, que van desde las líneas rectas a las curvas. Aunque si vas a elegir los muebles y los sanitarios redondos, esta última es, sin duda, la mejor opción: un lavabo sobre encimera con forma ovalada o un lavabo sobre encimera redondo.

Guardar

Guardar

Seguir leyendo

Packs de baño: renovación y ahorro, todo en uno

Packs de baño: la mejor opción para renovar tu hogar

Los baños suelen ser espacios a los que no prestamos demasiada atención a la hora de decorar o de seguir nuevas tendencias. Y es que siempre tememos que cualquier cambio que realicemos, por pequeño que sea, se traduzca en un gran coste, por lo que nos conformamos con dejarlo como está,  por ello queremos hablarte de los packs de baño.

Es cierto que reformar un baño no es tarea fácil, ya que el presupuesto depende de muchos factores, pues se debe seguir un criterio y una reflexión que nos ayude a conseguir los resultados deseados. Como sucede en la mayor parte de las reformas de una vivienda, al no tratarse de algo que hagamos de forma habitual, no sabemos muy bien en qué merece la pena invertir más dinero y en qué podemos ahorrar porque es secundario.

Afortunadamente, en la actualidad contamos con muchas opciones para reformar un baño con un presupuesto económico, pudiendo disfrutar de un baño con un estilo más actual, completamente funcional y con mucha personalidad. Las posibilidades que existen en el mercado son muy variadas, pero es importante no dejarse llevar solamente por el precio, ya que se trata de zonas que estarán muy expuestas a la humedad. De lo contrario, podríamos tener problemas en el futuro y que, al final, nos termine saliendo más caro por los arreglos que debamos acometer.

¡Descubre nuestros packs de baño!

Una opción muy interesante es decantarse por packs de baño que combinen diferentes sanitarios, muebles o grifería. Encontraremos conjuntos que se adapten perfectamente al espacio del que disponemos en la estancia y además podremos elegir el acabado, los colores, las calidades, los materiales y accesorios concretos que más nos gusten para personalizarlo como prefiramos. Puedes encontrar packs de baño con precios más elevados, pero también otros más económicos, por lo que no tendrás ninguna dificultad para encontrar uno que se ajuste a tu presupuesto.

En nuestra tienda online tenemos a tu disposición packs de baño en muchos estilos distintos. Desde aquellos con un toque más clásico a otros que siguen las tendencias más modernas y que permiten aprovechar mucho más el espacio. Nos referimos, por ejemplo, a los sanitarios suspendidos (inodoros + cisternas) que además de dar un aire más actual a la estancia, proporcionan una mayor sensación de amplitud. ¡Y con la posibilidad de elegirlos en color blanco o negro!

También disponemos de algunos modelos de inodoros que incluyen barra abatible o que se encuentran a la altura adecuada para que el baño esté completamente adaptado en materia de accesibilidad a las necesidades de las personas que los van a utilizar. Ideales para aquellas viviendas en las que viven personas mayores o personas con problemas de movilidad reducida (PMR).

Y para complementar a los inodoros, nada mejor que adquirir al mismo tiempo un bidé a juego que combine a la perfección en la estancia. En nuestros packs de baño encontrarás diferentes modelos, al igual que en el caso del lavabo, que puede ir acompañado de una encimera o de un mueble y siempre es mejor elegirlos de manera conjunta. ¡Tú eliges!

Aprovecha la oportunidad que te ofrecemos con nuestros packs de baño a un precio muy competitivo, para que la reforma de tu baño te resulte lo más económica posible. De hecho, si no tienes que cambiar los revestimientos ni la instalación de fontanería, podrás cambiar por completo el estilo de tu baño sin tener que pagar una fortuna. ¿A qué esperas?

Guardar

Seguir leyendo

Diseño de baños: blanco o negro, tendencias actuales

blanco o negro

¿Blanco o negro? ¿Arriesgado o convencional? Dos ambientes diferentes para reformar tu baño

Aunque pueda parecer algo extraño, el uso del color negro en el diseño de baños es una tendencia cada día más habitual. Por lo general, la mayoría de las personas utiliza el blanco, pero sin duda, la mejor opción para conseguir una decoración diferente y atrevida es apostar por el negro.

El negro transmite elegancia, por lo que si elegimos este color en el baño le estaremos aportando un toque extra de sofisticación. Eso sí, al ser un color muy oscuro, es importante combinarlo con otros más claros para que el espacio no parezca demasiado apagado o reducido. ¡Te contamos cómo hacerlo!
En lugar de elegir entre blanco o negro, una magnífica idea es combinar ambos. De esta forma, daremos equilibrio al espacio y conseguiremos crear ambientes minimalistas y de estilo zen. Por ejemplo, podemos poner los suelos y las paredes en negro y los sanitarios y la bañera o plato de ducha en blanco.

Pero si el baño no es muy grande o luminoso, es mejor que la combinación sea al revés, es decir, utilizar el negro como contraste en mobiliario y accesorios en un baño donde el blanco sea el protagonista.

En la actualidad, podemos encontrar platos de ducha, lavabos e inodoros a precios muy distintos. Desde modelos más económicos a otros de alta gama y precio más elevado. Todo depende de tus gustos y del presupuesto que tengas, pero no debes preocuparte por esta cuestión ya que, en cualquier caso, vía online encontrarás productos perfectos para el diseño de baños al mejor precio.
¿Negro o blanco? ¡Tú decides! Los dos son colores sobrios y clásicos, por lo que nunca pasan de moda, haciendo posible estilos muy distintos.

Estilo clásico vs estilo moderno

Y, hablando de estilos, hay dos tipos de decoración entre las que podemos optar a la hora de jugar con el blanco y negro: clásico o moderno. Es decir, arriesgarnos a hacer algo diferente o seguir los patrones de lo convencional en el diseño de baños. Se trata de dos ambientes completamente diferentes con los que podemos reformar nuestro baño y ambos, con su particular encanto.

Baños clásicos

Presentan una estética más tradicional, cálida y confortable. Un estilo ideal para aquellos casos en los que no disponemos de mucho espacio. Sin embargo, esto no quiere decir que no podamos introducir algunos cambios y que debamos mantenernos fieles a los ornamentos sencillos y tradicionales. Por ejemplo, en cuanto al inodoro, lo mejor es optar por uno de porcelana blanca (color tradicional) pero de corte moderno.
En esta misma línea, te recomendamos que optes por tonos neutros y que evites la saturación de muebles y accesorios de baño. Lo importante es que todo lo que incluyas tenga funcionalidad, de manera que resulte agradable. Algunos estantes y canastas de mimbres son opciones ideales para guardar las cosas. Además, las bañeras con mamparas de cristal templado entran dentro de este estilo y están ahora muy de moda. Por último, coloca un espejo ovalado o rectangular con algunos adornos para aportar personalidad a la estancia.

baño vintage

Baños modernos

Destacan por su sencillez y por la limpieza de las líneas. Tanto los muebles para almacenaje como los sanitarios deben dar la sensación de que están flotando, ya que de esta forma se evita la saturación. Los inodoros que van adheridos a la pared o los de tanque bajo son la mejor opción, más aún si optamos por el original color negro. Combinado con tonos blanco, gris y marrón oscuro es siempre una apuesta segura. Lo importante es que el resultado sea armonioso y confortable.

También puedes colocar una encimera de granito, un gran espejo y un par de muebles para guardar las toallas y accesorios que utilizas para tu higiene personal. Lo importante es que el resultado sea armonioso y confortable. Y, ante todo, recuerda que las cosas simples y minimalistas deben ser las protagonistas de este estilo.

Y tú, ¿con cuál te quedas? Descubre la colección Verona que te ofrece thebath.es y elige tu preferido para el diseño de baños: color blanco o color negro.

Seguir leyendo

Sanitarios, duchas y accesorios para personas con movilidad reducida

baños para personas con movilidad reducida

A todos nos gusta disfrutar de la hora del baño, ya sea para asearnos, prepararnos para salir a la calle o relajarnos tras una dura jornada. Estos gestos que forman parte de nuestra rutina diaria pueden suponer una complicación para las personas con movilidad reducida (PMR), aunque a veces no reparemos en ello.

Afortunadamente, en la actualidad existen soluciones que permiten que estas personas puedan seguir siendo autónomas en su aseo diario y no tener que depender de nadie. Para ello, solamente es necesario equipar el baño con los sanitarios, duchas y accesorios adecuados.

Obviamente, lo ideal es adaptar el baño a las necesidades de las PMR mediante una obra para instalar el lavabo adaptado y la ducha, una opción que puede tener un precio elevado. Por tanto, si no se cuenta con un gran presupuesto, lo mejor es instalar accesorios y sanitarios para movilidad reducida que garanticen que el aseo diario sea lo más seguro posible según las características del espacio.

Características de los sanitarios para movilidad reducida

A continuación, te mostramos algunas de las ideas que deberías tener en cuenta para adaptar el baño y hacerlo accesible si tienes problemas de movilidad reducida o vives con alguna persona que no puede realizar su aseo diario en un baño convencional, ya sean personas mayores, mujeres embarazadas, personas con una lesión temporal o con discapacidad física.

Puerta corredera

Es muy recomendable que la puerta de acceso al baño sea corredera o que siempre se abra hacia afuera. De esta forma evitaremos que en caso de que el usuario sufra alguna caída, se pueda acceder a él y no obstaculice la apertura de la puerta.

Suelo de material antideslizante

Es importante que el suelo del baño sea antideslizante y que exista al menos un espacio de 1,5 metros de diámetro que permita el giro completo de una silla de ruedas dentro del baño.

La grifería debe ser de tipo palanca o de presión

Para que la persona pueda activar cómodamente el grifo, lo ideal es que éste sea de palanca o de presión. De esta forma, no necesitará girar la muñeca para su funcionamiento

Barras de apoyo antideslizantes

Es aconsejable que, junto a los sanitarios, se instalen barras de apoyo antideslizantes. En el caso de que las paredes de alicatado no puedan soportar esta instalación, deberán reforzarse previamente para garantizar la seguridad del usuario.

El lavabo no debe tener pedestal ni mueble

Para que el usuario pueda acercarse al lavabo en una silla de ruedas sin dificultad, éste no debe contar con pedestal ni mueble abajo, y además debe instalarse a una altura de 80 cm.

Mejor ducha que bañera

La ducha es mucho más cómoda y práctica que la bañera. No obstante, el receptáculo no debe tener bordes que impidan el acercamiento de una silla de ruedas. Es suficiente con un desnivel de 1,5 cm y una pendiente del 2% hacia el desagüe para evitar que el agua caiga por el suelo del resto del baño

Barras de apoyo a 85 cm en sentido horizontal

Las barras de apoyo para la ducha deben estar a 85 cm de altura en sentido horizontal, y hasta 140 cm en sentido vertical. La ducha debe incluir un asiento fijo y abatible o movible, a ser posible de 45 cm x 45 cm y a 50 cm de altura.

Accesorios a menos de 120 cm

Todos los accesorios del baño deben instalarse a una altura inferior a 120 cm del suelo para que el usuario pueda apoyarse sin problemas.

El inodoro debe estar a una altura de 50 cm

Es uno de los sanitarios para movilidad reducida más importantes y lo ideal es que esté a una altura de 50 cm desde el nivel del suelo. En el caso de que tenga una altura menor, se puede solucionar colocándolo sobre una plataforma de obra lo más ceñida posible a la base del inodoro, de manera que no suponga un obstáculo para acercarse a él.

El asiento del inodoro debe estar bien sujeto

El asiento del inodoro debe estar bien sujeto y en perfectas condiciones. De lo contrario, el riesgo de sufrir una caída aumenta considerablemente.

El espejo debe estar a una altura de 100 cm

Para que una persona en silla de ruedas pueda verse en el espejo sin dificultad, éste debe situarse a una altura de 100 centímetros desde el suelo y colocarse con un ángulo de inclinación de 10 grados con respecto a la vertical.

Visita nuestra sección de sanitarios para movilidad reducida y encuentra todo lo que necesitas para convertir tu baño en un espacio accesible para todas las personas. Y, si lo prefieres, contacta con el equipo de thebath.es y te asesoraremos directamente.

Seguir leyendo

Platos de ducha acrílicos: idea económica para tu baño

Platos de ducha acrílicos para un baño a medida, sencillo e innovador

En la actualidad, son muchas las personas que deciden cambiar la bañera por un plato de ducha para ahorrar espacio en el baño y conseguir que el acceso sea mucho más sencillo, algo muy importante cuando en casa hay personas mayores o con movilidad reducida. Para acometer la reforma, podemos contactar con un profesional que lleve a cabo la instalación, pero la elección del plato de ducha dependerá solamente de nosotros.

Y no solamente debemos tener en cuenta las cuestiones estéticas, sino también el espacio del que disponemos para que vaya completamente a medida con el hueco donde vamos a ubicarlo.
A la hora de elegir, existe un amplio abanico de platos de ducha: unos más clásicos, otros más innovadores… y otros, como los platos de ducha acrílicos, que conjugan las dos tendencias.

Por una parte, se trata de platos de ducha sencillos y con cortes planos pero, por otra, forman parte de las últimas ideas en interiorismo por ser una opción minimalista, especialmente si nos decantamos por el color blanco o negro. Además, podemos encontrar modelos rectangulares, cuadrados e incluso angulares para poder instalarlos en una esquina:

Platos de ducha rectangulares

Son ideales cuando ya hay una bañera en el cuarto y queremos reemplazarla. El plato de ducha se colocaría en su lugar pero ofrecería nuevas ventajas: mayor espacio para ducharnos, mayor facilidad de limpieza y mayor ahorro de agua, entre otras muchas que puedes ver aquí. Pueden ser, por ejemplo, de porcelana, acrílicos o de resina.

 

Platos de ducha cuadrados

plato de ducha acrílico cuadrado

 

 

 

 

 

 

 

Esta opción es quizá la más apropiada para baños de tamaño mediano, ya que nos permite aprovechar al máximo el espacio disponible (más aún si optamos por colocarlos en una esquina del cuarto), a diferencia de los platos rectangulares. Además, su novedosa forma cuadrada en material acrílico, los convierte en uno de los productos más demandados en la actualidad para renovar el baño.

 

Platos de ducha angulares

Son la solución perfecta para baños pequeños. Presentan forma de esquina en la parte de atrás y redondeada en el acceso, lo que permite ganar mucho espacio en la estancia sin perder funcionalidad y diseño.
Con la gran cantidad de opciones disponibles, lo cierto es que el producto que elijamos será un plato de ducha completamente a medida: con la forma y diseño deseados y con el ancho y el largo que mejor nos venga para nuestro cuarto de baño.

Cómo son los platos de ducha acrílicos

Aunque podemos encontrar platos de ducha de diferentes materiales, hoy nos centramos en las ventajas de los platos de ducha acrílicos, aquellos compuestos por una capa externa acrílica y por fibra de vidrio o poliuretano en su interior.
El material con el que están fabricados los platos de ducha acrílicos es muy ligero y poroso pero, a la vez, muy resistente a cualquier impacto, por lo que es un producto que ofrece mucha confianza por su durabilidad.

Además, su calidez al tacto es mayor que la que ofrecen los platos de porcelana (lo que resulta muy agradable, sobre todo, en los meses de invierno) y también son menos resbaladizos, por lo que los riesgos de sufrir una caída disminuyen.
Por lo general, los platos de ducha acrílicos presentan un grosor de entre 7 y 10 centímetros, lo que facilita el acceso al interior de la ducha. Pueden fabricarse en una gran variedad de colores y medidas y el hecho de que el color tiña todo el grosor del material hace que si sufre un arañazo en la superficie, no aparezca otro color distinto por debajo. Eso sí, hay que tener cuidado con los productos que usamos, ya que si son muy agresivos podemos deteriorar su acabado.
Por último, cabe destacar que su precio es más barato que el de los platos de ducha de resina y solamente un poco más alto que el de los platos de ducha de cerámica. Sin duda, se trata de una opción muy atractiva para todos los bolsillos. Y tú, ¿te animas a vestir tu baño con un nuevo plato de ducha acrílico?

Guardar

Guardar

Guardar

Seguir leyendo

Platos de ducha de resina: 10 razones para elegirlos

platos de ducha de resina

Platos de ducha de resina: propiedades y ventajas de instalar uno en tu baño

¿Estás pensando en cambiar tu bañera por un plato de ducha? Sin duda, ¡es una decisión muy acertada! Despídete de ella y empieza a renovar tu baño con un elemento que aporta diseño y, sobre todo, funcionalidad. Entre la gran variedad de platos de ducha que existe en el mercado, te animamos a que prestes especial atención a los fabricados a base de resina. Debes saber que cada vez son más habituales y, poco a poco, están reemplazando a los de porcelana y acrílicos.

Los platos de ducha de resina están compuestos por una mezcla de resinas y minerales prensados y son más resistentes que los de fibra de vidrio y acrílico. Además, incorporan material impermeable y pueden encontrarse en diferentes texturas como piedra natural, piedra caliza o pizarra. Pero también cuentan con muchas otras ventajas, descúbrelas todas en el siguiente top 10:

1. Mayor rigidez

Al ser macizos, los platos de ducha de resina ofrecen una gran sensación de rigidez. Se trata de una propiedad que hasta hace poco solamente presentaban los platos de porcelana y que es fundamental en aquellos platos de ducha más grandes. Con otros materiales, cuando el plato de ducha es de mayores dimensiones, la sensación es de fragilidad e inestabilidad.

2. Excelente relación calidad-precio

Uno de los motivos que hacen que la elección de este plato de ducha sea más atractiva es el precio. Pese a todas las ventajas que ofrecen, su precio es muy económico. Es cierto que es un poco más elevado que el de los platos de porcelana y acrílicos, pero es posible encontrar platos de este tipo en torno a los 200 euros. Si tenemos en cuenta la calidad que ofrecen, la diferencia de precio se vuelve insustancial.

3. Superficie antideslizante

Una de las principales preocupaciones que tienen los clientes a la hora de elegir un plato de ducha es su nivel de seguridad, lo cual está directamente relacionado con el grado de deslizamiento. Los platos de ducha de resina tienen la máxima calificación. Las superficies pueden ser lisas o rugosas pero siempre han sido tratadas para evitar el deslizamiento. A la hora de ser evaluados, este tipo de platos siempre obtienen valoraciones más positivas en este sentido que otros modelos.

4. Pueden fabricarse a medida

La mayoría de los platos de ducha de resina pueden personalizarse en función de las medidas que requiere el cliente. Con lo cual, no se necesita llevar a cabo prolongaciones con otros materiales como el mármol o las baldosas. De esta forma, se evita la dificultad a la hora de limpiar las juntas y los riesgos de que se produzca una filtración de agua. Además, también puedes adquirir modelos angulares que se adapten a mamparas curvas.

5. Estética

Además de ser funcionales, los platos de ducha de resina, nos permiten añadir un elemento estético a nuestro cuarto de baño. En la actualidad, existe una gran variedad de diseños entre los que podemos elegir. Con colores y modelos que van desde los más clásicos a los más atrevidos; con texturas de pizarra, piedra, acabado liso, diseño hidráulico, etc. Lo importante es que sea acorde a tu estilo personal y al de tu hogar.

6. Impermeabilidad total

Los materiales utilizados en la fabricación de los platos de ducha de resina son completamente impermeables. Esto supone una gran ventaja, ya que en el resto de platos la impermeabilidad solamente está garantizada cuando el trabajo es realizado por un profesional bien cualificado. En caso contrario, pueden aparecer muchos problemas en el futuro. Además, como hemos comentado, el hecho de que puedan ser fabricados a medida, nos permite crear un espacio de ducha sin juntas y la estanquidad queda completamente garantizada.

7. Son más fáciles de instalar

Incluso aquellos instaladores que no han puesto nunca este tipo de platos de ducha se sorprenden de lo fácil que resulta el proceso y de los buenos resultados que consiguen. Además, vienen ya con las pendientes muy bien definidas en la forma del plato, por lo que el profesional solamente debe asegurarse de que queda completamente plano evitando así problemas con el desaguado de la ducha.

8. Son más fáciles de limpiar

Los platos de ducha de resina son más fáciles de limpiar, ya que presentan una mayor tolerancia a los productos de limpieza, muy por encima de otras opciones, lo que facilita en gran medida esta labor. Aunque el grado de tolerancia pueda variar en función del material con el que se ha fabricado el modelo en concreto, por lo general el grado de resistencia a los productos de limpieza es muy elevado.

9. Son más cálidos

Los materiales con los que se fabrican los platos de ducha de resina, como por ejemplo la pizarra, son mucho más cálidos para los pies y, por tanto, más agradables al tacto que la fría porcelana. De esta manera, nuestra rutina diaria debajo del agua se convierte en un momento de mayor bienestar.

10. Menor altura y mayor facilidad y seguridad para entrar

El hecho de que el plato de ducha sea más bajo y facilite el acceso es una de las causas por las que mucha gente se anima a cambiar la bañera. Además, dentro de esta opción existen multitud de opciones con alturas distintas. Los actuales son entre 5 y 10 cm más bajos que el resto de platos. En cualquier caso, lo cierto es que la altura puede variar en función de la capacidad para ahondar en el suelo y del espacio que sea necesario para ubicar el desagüe.

Con toda esta información en tu mano, ¿te gustaría saber qué modelos de platos de ducha de resina tenemos en thebath.es? Visita nuestra tienda online y contacta con nuestro equipo de asesores para convertir tu baño en el espacio moderno, seguro, y acogedor que imaginas.

Seguir leyendo

Sanitarios: cuál es el mejor juego según cada baño

Hoy en día existe una gran variedad de sanitarios diferentes, para poder adaptarse a las exigencias de espacio o a los gustos decorativos que podamos tener, con lo que crear un espacio como el que siempre hemos querido, con diseño, optimizando al máximo el espacio y completamente funcional.

En este artículo queremos compartir contigo datos de gran importancia que debes tener en cuenta sobre las diferentes clases de sanitarios que puedes tener en tu cuarto de baño.

¿Qué hay que tener en cuenta antes de elegir un sanitario?

Lo primero que hay que tener presente antes de elegir un sanitario es el espacio del que disponemos, no solo para su instalación sino para que podamos movernos con comodidad en este espacio, que por norma general no suele ser demasiado amplio en todos los hogares. Medir todo correctamente es un paso muy necesario para después no llevarnos una sorpresa de última hora.

El material, como veremos más adelante, también juega un papel importante en la elección de un sanitario dado que se requiere uno que tenga durabilidad, para que podamos aprovecharlo durante muchos años, siendo una característica que en ocasiones tendremos que anteponer al diseño, aunque por norma general, los sanitarios suelen estar hechos para durar siempre que se les haga un buen mantenimiento.

Rústico, minimalista, clásico, vintage… hay una gran cantidad de sanitarios que se adaptarán a la estética que tiene o quieres dar a tu cuarto de baño. No habrá de todo en una misma tienda, por lo que en ocasiones tendrás que buscar mucho o ir directamente a una tienda especializada en decoración para el baño, donde contarán con un amplio catálogo que seguramente satisfará las necesidades de cualquier clase de cliente, por exigente que éste sea.

La ubicación de los sanitarios también es un aspecto muy importante, especialmente si tienes pensado remodelar el baño, para lo que tendrás que cambiar la distribución del sistema de tuberías, de esta forma te resultará mucho más fácil optimizar el espacio de esta estancia de tu hogar

Clases de sanitarios para tu baño

Gracias a la gran cantidad de sanitarios que hay actualmente, no hay duda de que cualquier persona podrá encontrar aquel que se adapte a la perfección a sus necesidades, tanto de espacio, estilo, color y muchos otros aspectos que deben ser tenidos en cuenta.

Por ejemplo, se pueden elegir desde los modelos más clásicos hasta los más actuales. Si nos fijamos en los lavabos, contamos con los clásicos de pie hasta aquellos que están en un rack con un mismo mueble, los que son dobles o incluso los que están en suspensión, aportando una estética muy moderna.

Dependiendo del estilo que quieras imponer en tu cuarto de baño, tendrás que decidirte por un estilo o por otro. Por ejemplo, los lavabos de pie son para cuartos de baño en los que la funcionalidad premia sobre el diseño o si no se cuenta con demasiado presupuesto.

Para un cuarto de baño actual la tendencia son los lavabos con mueble o los dobles, siendo ideales para parejas y donde cada uno tendrá su propio espacio para ser utilizado a la vez.

Por otro lado, los lavabos en suspensión, fabricados en metal o incluso en vidrio, son muy recomendables para aquellas personas que buscan algo diferente con lo que tener un espacio único y con cierto toque de vanguardismo. Además, esta clase de sanitarios aporta mucho espacio a cualquier baño.

Materiales de los sanitarios

Los sanitarios de loza son los clásicos de toda la vida y que podemos encontrar en casi todos los catálogos de baño. Son asequibles, hay bastantes diseños diferentes y su funcionalidad es realmente básica.

Lo más normal es que sean de color blanco, pero dado que el mercado ha cambiado mucho, hoy en día podemos encontrarlos de muchos colores, para crear un espacio alegre y muy diferente a lo que solemos estar acostumbrados, algo que suele ir bastante acorde con la personalidad de cada uno.

Si se busca algo diferente y se pretende dar un toque industrial al baño, los sanitarios pueden ser de acero inoxidable, siendo ésta una de las tendencias que hay que tener en cuenta hoy en día porque pueden conseguirse combinaciones realmente estupendas.

Al igual que sucede con la loza, hay un gran catálogo de sanitarios de acero inoxidable que nos aportarán modernidad y sobre todo brillo. Son ideales para cuartos de baño de inspiración industrial, moderna o minimalista.

La madera siempre ha sido un elemento que aporta una gran calidez a un espacio como este, por lo que no es de extrañar que hoy en día podamos contar con un variado número de propuestas basadas en este material aunque también tenga otros como los metales.

La mezcla de madera con acero inoxidable, o aluminio por ejemplo, pondrá un punto de elegancia a cualquier cuarto de baño. Los materiales están tratados para estar en un espacio de humedad como es el cuarto de baño y hay que decir que esta clase de sanitarios son un poco más caros de lo normal pero están hechos con materiales preparados para durar mucho tiempo.

Esta clase de sanitarios está especialmente diseñada para baños de estilo rústico, colonial, vintage o incluso clásico. Son caros pero aportan mucha vida y elegancia a cualquier baño.

Sanitarios en suspensión

Para finalizar, nos quedamos con los sanitarios en suspensión, una de las tendencias del momento. Están fabricados en diferentes materiales como el acero inoxidable, piedra o vidrio y pueden ser los elementos que den un cambio radical al estilo de cualquier cuarto de baño.

Cuando fueron lanzados al mercado eran bastante caros pero hoy en día son muchas firmas las que comercializan esta clase de elementos para el baño, por lo que no nos costará demasiado trabajo encontrar aquellos que se adapten al estilo de esta estancia y también a nuestro bolsillo.

Crean una mayor sensación de espacio en el baño, permiten una mejor y más rápida limpieza, son duraderos, aportan estilo y vanguardismo, optimizan el espacio y las proporciones son más bonitas.
¿Cuál es tu estilo preferido para el baño?

Seguir leyendo