Tipos de lavabos y estilos

Dentro del mundo de los sanitarios para el cuarto de baño destacan los lavabos, quizá una de las piezas que más ha evolucionado en este campo. Hoy en día no solo no se fabrican de diferentes materiales sino que los hay de muchos tipos, tantos como para que puedan adaptarse a nuestro baño, nuestro gusto y también al bolsillo.

Materiales de fabricación

Los más comunes están hechos con materiales cerámicos, donde el blanco es el más extendido gracias a su resistencia y a la facilidad de adaptarse a cualquier baño.

Pero no son los únicos materiales de los que podremos ver los lavabos; con el avance de la tecnología y de las tendencias de moda, podemos encontrar lavabos fabricados en piedra, resinas sintéticas, metales o cristal. Los que están fabricados en cristal son de los más buscados actualmente, porque aportan un aspecto elegante, capaz de encajar con cualquier decoración.

Tipos de lavabo

Si hablamos de los tipos de lavabo que hay actualmente, nos encontramos con una de las grandes tendencias del momento, los lavabos suspendidos. Una de sus principales características con las que cuentan es que pueden ser colocados a la altura que queramos y nos permiten aprovechar mucho más el espacio, algo que nunca sobra en el baño.

Los lavabos con pedestal o de pie, son los más económicos, su instalación es muy sencilla y pueden adaptarse fácilmente a la distribución del baño. Por otro lado, los lavabos sobre muebles también son otra de las opciones que podemos ver actualmente en el mercado.

Normalmente suelen estar encastrados en el mismo mueble y su desagüe va por su interior, de forma que el mueble hace las funciones de lo que sería el pie en caso de los que tienen pedestal.

Para finalizar, os dejamos con los lavabos sobre encimera y bajo encimera. En el primer caso hay que decir que quedan empotrados y aportan un sentido estético diferente dado que se integran dentro de la encimera a la perfección, pero si hablamos de integrarse, los lavabos encastrados bajo encimera se llevan la palma.

Esta clase de sanitarios quedan completamente integrados dentro de la encimera. Si en los que están sobre la encimera se les ve el borde, en este caso quedan al ras de la propia encimera. Son un poco más caros y difíciles de instalar, pero son de los que más estilo aportan a cualquier baño o aseo.

You may also like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *